La clave: Educación, Educación y más Educación PDF Imprimir E-mail
Opinión - Devenir
Escrito por Isaías Orozco Gómez   
Domingo, 09 de Diciembre de 2018 17:53

Isaías Orozco Gómez.

 

El sábado que acaba de pasar, tuvimos la oportunidad y satisfacción de reunirnos un buen grupo de exalumnos y exdocentes de la Escuela Secundaria de El Molino, Namiquipa, Chihuahua, como un evento más, para conmemorar el “60 Aniversario” de su fundación. Fueron las autoridades del citado centro educativo y su personal docente, quienes tuvieron la atinada iniciativa de convocar a tan importante y emotiva reunión.

Desde que inició el convivio, ya con todos los espacios disponibles en la gran mesa, ocupados por, aproximadamente cincuenta comensales, fue evidente el entusiasmo y júbilo (como en aquellos años en que interactuaban como compañeros alumnos) con que se saludaban de abrazo y apretón de manos, cada uno de los exalumnos y exalumnas conforme iban llegando. Por supuesto que la activa e inteligente joven directora de la mencionada Escuela Secundaria,  maestra Adriana Saucedo, egresada de la siempre muy distinguida y reconocida Escuela Normal Superior de Chihuahua “José E. Medrano”; así como los profesores Juan de Dios García, Renato Sergio Rosas Domínguez y su servidor, quienes nos desempeñamos como catedráticos a inicios de los años sesenta, en ese plantel escolar, no ocultamos nuestro orgullo de estar al lado de hombres y mujeres hechos y derechos, informados y formados con nuestros modestos conocimientos y saberes, impartidos en los incipientes salones de clases.

Y cómo no sentirse estimulados, con ganas de seguir preocupados y ocupados por una reforma educativa real, auténtica, que de una vez por todas dirija y exija al Sistema Educativo Nacional, lógicamente a sus gremios docente-educativos (público y privado) al cumplimiento fiel, leal, eficiente, suficiente y oportuno del Artículo Tercero Constitucional, para lograr la verdadera e indispensable información y formación científica, técnica, tecnológica, cultural y filosófica, en general, de las presentes y futuras generaciones, del pueblo todo.

Cuando comprobamos en los hechos y por información de primera mano, pasados los años de fundada una Escuela Secundaria y a través de los siguientes ciclos escolares, que aun con serias carencias e imponderables ideológico-partidistas  y hasta religiosos, se logró desde construir –no sin grandes esfuerzos, de los alumnos, maestros y muy respetables padres de familia– el edificio de esa “sui géneris” (los primeros años de su funcionamiento como Escuela Secundaria Estatal por Cooperación de El Molino, Namiquipa),  si de ella egresaron desde 1958-2018, alumnos (as)  convertidos desde hace tiempo, en reconocidos profesionistas que cursaron sus estudios –algunos de postgrado– en universidades, tecnológicos, instituciones formadoras de docentes para desempeñarse como mentores en el nivel básico, medio superior y superior; técnicos calificados, emprendedores y/o empresarios  en variados giros de la economía…

Modestia y sencillez se sigue observando en los protagonistas de la presente colaboración, reconociendo que la pareja alemana de repente se hace presente y nos obstruye la memoria, de antemano pidiendo disculpas por no recordar los apellidos de todos los ahí presentes, podemos mencionar, la presencia de: las hermanas Montaño y su siempre estimada y bien recordada Madre, doña Josefina, Jesús Manuel Heras, Barraza, Carlos Camarena, Martha América Rubio, Hermanas Rico, Profesor Márquez, familia Márquez, Rosalba Tena, Alejo Bustillos, Hugo Muñoz, Enrique Bustillos, Elías Andujo (quien con muy buena voz, nos deleitó cantando el Corrido a Namiquipa y varios boleros), Irma Estrada…  

De tal manera, al dirigir breves palabras a todos los respetables  ahí “apersonados”, expresamos nuestra mutua felicitación por haber continuado la callada y paciente obra educativa realizada en las aulas de tan singular escuela secundaria, enclavada en la región noroeste-serrana de nuestra extensa entidad federativa, ofreciendo nuestro apoyo, en todo lo que podamos, para que se logre el óptimo resultado individual y colectivo de la gran responsabilidad, que aceptó asumir la actual directora del plantel, maestra Adriana Saucedo.

Sostuvimos, que si con tantas carencias esa y más escuelas de todo el estado y el país, han “sobrevivido” por sexenios, sacando adelante generaciones y generaciones de hombres y mujeres útiles a su persona, a sus familias, a su comunidad y a la sociedad en general; hoy por hoy, debemos estar optimistas con el gran vuelco que está dando la Nación, ya que seguramente, a partir del próximo año 2019, las expectativas, las perspectivas de superar la situación económica y social de los EUM, es real, especialmente en el renglón educativo, pues se sigue sosteniendo la creación de 100 universidades públicas GRATUITAS en todo el territorio mexicano. Y seguramente, “algo” tiene que tocarle en materia educativa superior a toda la región noroeste y al demás regiones del estado.

Se espera que con la construcción de la “Cuarta Transformación de México”, con el establecimiento de un nuevo régimen político al servicio –DE VERAS– de los millones y millones de pobres del país, se supla la carencia de una política educativa precisa y convenientemente fundamentada.

Debemos hacer nuestra la valiosa recomendación de personajes de reconocimiento mundial  como José Mujica, Noam Chomsky, Fernando Savater,  la Ministra de Educación de Finlandia, la propia UNESCO, de que los Estados-Nación, los pueblos, superarán sus graves crisis económicas, sociales, cultural-educativas, de valores morales, éticos… con: EDUCACIÓN, EDUCACIÓN y MÁS EDUCACIÓN. 

 

El Clima