Aprueba Congreso del estado tipificar feminicidio PDF Imprimir E-mail
Escrito por Redacción   
Martes, 12 de Septiembre de 2017 13:14

Presenta Laura Marín iniciativa con carácter de decreto ante el pleno.

La diputada panista Laura Marín presentó ante el pleno de diputados del Congreso del estado la Iniciativa con carácter de Decreto a fin de reformar el artículo 126 y adicionar el artículo 126 Bis del Código Penal del Estado, a fin de tipificar el Feminicidio.

Con fecha treinta de junio del año dos mil diecisiete se recibió por parte de esta Soberanía, Iniciativa con carácter de Decreto presentada por el Gobernador Constitucional del Estado de Chihuahua, Javier Corral Jurado; Iniciativa por medio de la cual propone reformar y derogar diversas disposiciones del Código Penal del Estado de Chihuahua, para tipificar el delito de feminicidio.

La Presidencia del Congreso del Estado, con fecha veinte de octubre del año dos mil dieciséis y en uso de las facultades que le confiere el artículo 75, fracción XIII, de la Ley Orgánica del Poder Legislativo, tuvo a bien turnar a esta Comisión de Dictamen Legislativo la Iniciativa de mérito, referida en el punto I de antecedentes, a efecto de proceder al estudio, análisis y elaboración del dictamen correspondiente.

De igual forma, en fecha veinte de octubre del año dos mil dieciséis y en uso de las facultades ya referidas, la Presidencia del Congreso del Estado, turna a esta Comisión de Dictamen la Iniciativa II de antecedentes, en fecha treinta de junio del año dos mil diecisiete y en uso de las facultades ya referidas, la Presidencia del Congreso del Estado, turna a esta Comisión de Dictamen la Iniciativa III de antecedentes, la Iniciativa referida en el punto I de antecedentes se sustenta en los siguientes argumentos:

“En las últimas dos décadas, en México y específicamente en nuestro Estado, se ha acrecentado el homicidio en contra de las mujeres, nuestras mujeres, debido a ello la sociedad civil se ha organizado con la finalidad de desplegar una serie de acciones encaminadas, en primera instancia, a que tanto la ciudadanía, como el gobierno visibilice el problema; y para que, éste sea combatido.  Pues si hablamos de estadísticas, tenemos que en el año 2010, el Estado de Chihuahua se encontraba en el primer lugar, con 32.8 defunciones con presunción de homicidio por cada 100 mil mujeres, un valor de 8.1 veces mayor al promedio nacional. Tan solo en el año 2012, según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), se cometieron 269 homicidios en contra de mujeres en el estado de Chihuahua, de los cuales 63 fueron cometidos en la ciudad de Chihuahua y 108 en la ciudad de Juárez.

Por su parte, la Fiscalía General del Estado de Chihuahua informó que de enero 2011 a junio de 2012 ocurrieron 529 homicidios de mujeres dentro del estado. Aunado a esto, aproximadamente 153 mujeres se encuentran desaparecidas en nuestro estado; En el año 2013 fueron reportadas 932 mujeres desaparecidas, de las cuales 886 fueron recuperadas con vida, 11 sin vida y 35 desaparecidas; sin tomar en cuenta con esto los delitos que no se denuncian y de los cuales la autoridad no tiene conocimiento.

Según estudios realizados este fenómeno se debe a la desigualdad de género que existe, debido a conductas misóginas, auspiciadas por la tolerancia social e indiferencia del estado. Por ello, la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer define la violencia contra las mismas como cualquier acción o conducta, que basada en su género, cause muerte, daño o sufrimiento físico, sexual o psicológico a la mujer.  Acciones plenamente identificadas en los sucesos tan desafortunados que han venido ocurrido en territorio Chihuahuense.

Es imprescindible señalar la necesidad de tipificar el homicidio de mujeres como tal, es decir, como feminicidio. Lo anterior encuentra sustento cuando la Organización de las Naciones Unidas con motivo del 100 aniversario del Día Internacional de la Mujer, emitió un exhorto a las autoridades mexicanas para “instrumentar una política de Estado para terminar con la violencia contra las mujeres y, particularmente, tipificar el feminicidio en todo el territorio como delito agraviado e intolerable”.

Así como en las “Observaciones finales del Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer: México”, CEDAW en el 2006,  también expresó la necesidad de tipificar este delito como feminicidio pues “…El Comité insto al Estado Parte a que acelere la aprobación de la enmienda del Código Penal para tipificar el feminicidio como delito”, de igual forma la Comisión Internacional de Derechos Humanos (CIDH), Amnistía Internacional entre otras, señalaron la importancia de su tipificación.

Bajo este rubro, cabe destacarla sentencia emitida por la Corte Interamericana de Derechos Humanos en el Caso González y otras, mejor conocido como la sentencia del “campo algodonero”, en la que se reconoció la existencia de una discriminación estructural y una violación sistemática a los derechos humanos de las mujeres, el Estado Mexicano es considerado como responsable de violar el derecho a la vida, a la integridad personal y a la libertad personal en perjuicio de sus víctimas y es condenado por su falta de prevención, atención y sanción.

Por ello la Corte dictó reparaciones específicas en materia de procuración e impartición de justicia como la integración de un banco de información de genética; página electrónica sobre las mujeres desaparecidas; diseño de protocolos especializados con perspectiva de género para la investigación de delitos relacionados con homicidios de mujeres, desapariciones y violencia sexual; diseño e implementación de un mecanismo de búsqueda inmediata de mujeres y niñas; y principalmente la capacitación a funcionarios de gobierno.

Logrando con ello, en primera instancia que dentro de la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, se estableciera en su artículo 21 el concepto de violencia feminicida, definida como “la forma extrema de violencia de género contra las mujeres, producto de la violación de sus derechos humanos, en los ámbitos público y privado, conformada por el conjunto de conductas misóginas que pueden conllevar impunidad social y del Estado y puede culminaren homicidio y otras formas de muerte violenta de mujeres”.

Sin embargo, eso no es suficiente pues todas las mujeres tienen derecho al reconocimiento, goce y ejercicio de sus derechos humanos; derecho a que se respete su vida, su integridad física, psíquica y moral, a la libertad, a no ser sometida a torturas, a la protección ante la ley y de la Ley.

El día de hoy es una demanda social el plasmar en el Código Penal el feminicidio, para darles certeza y garantía del respeto a sus derechos a todas las mujeres. Por ello reiteramos, es urgente tipificar dentro del Código Penal el Feminicidio, toda vez que resulta insuficiente la identificación de la violencia por cuestiones de género, pues el estado lo debe tener como objetivo dentro de sus políticas públicas y dentro de la impartición de justicia; debe de garantizar los derechos de los individuos, pero sobre todo de los grupos vulnerables, en este caso, las mujeres.   

 

El Clima

Más información sobre el tiempo en Chihuahua