Confirman tres decesos por accidente en Mina Río Tinto de Urique; siete desaparecidos PDF Imprimir E-mail
Escrito por Redacción   
Miércoles, 06 de Junio de 2018 05:51

 

Según versión de trabajadores, una presa de jales reventó cuando la estaban reparando; alertan sobre riesgo de contaminación de ríos y de la presa Luis Donaldo Colosio, en Sinaloa.

 

Rescatistas localizaron los cadáveres de tres trabajadores de la mina a cielo abierto Río Tinto –de capital canadiense– que la mañana del lunes fueron arrastrados por los desechos tóxicos que se derramaron a lo largo de 12 kilómetros tras reventar la presa que los contenía. Dos fueron hallados vivos y siete continúan desaparecidos, pero el gobernador Javier Corral Jurado dijo que iba a ser difícil encontrarlos con vida.

 

Los jales –desechos del proceso de separación de metales– del yacimiento ubicado en la comunidad de Cieneguita de Lluvia de Oro, municipio de Urique, podrían contaminar el arroyo Tubares, afluente del río Fuerte, y la presa Luis Donaldo Colosio, esta última localizada en Sinaloa.

 

Empleados del ayuntamiento de Urique informaron vía telefónica que tres personas murieron, entre ellas Óscar Castellón y Óscar Minjares. La otra no había sido identificada hasta ayer.

 

Llevan heridos a hospital privado

 

Los dos heridos fueron identificados como José Enrique Bustamante Aguirre, de 37 años de edad, y Jesús Antonio Vega Trasviña, de 36. Ambos fueron trasladados en taxi aéreo a la capital del estado para su atención médica.

 

Sus familiares dijeron que ingresaron a las 16:30 horas del lunes al hospital del Instituto Mexicano del Seguro Social en la capital de Chihuahua. Se reportó que se encontraban graves y que seguían en los pasillos, pues no había camas disponibles, por lo que exigieron a la minera llevarlos a un hospital privado, solicitud que fue atendida. Más tarde se informó que ya se encontraban estables.

 

Los sobrevivientes relataron que ninguna alarma se activó antes de que colapsara el dique. Escuchamos un estruendo y en seguida oímos gritos, relataron.

 

Informaron que al romperse la presa, la corriente de jales arrastró maquinaria pesada y a varias personas que laboraban en la parte baja del cerro de la mina. El material se convirtió en un río blanco que llevaba costales de productos químicos, arena, piedras, ramas, maquinaria y demás desechos, informaron.

 

Fabián Soto, vocero de Protección Civil estatal, informó que los trabajadores detectaron una filtración en la presa y el accidente ocurrió cuando la reparaban, pero se realizará un peritaje para corroborar esta versión.

 

Los lodos se detuvieron a seis kilómetros del río Tubares. La temporada de lluvias, próxima a comenzar, podría provocar que los residuos se extiendan. Empleados del gobierno estatal y de la mina realizan trabajos de contención.

 

El funcionario explicó que 150 rescatistas buscan a los siete desaparecidos. La Coordinación Estatal de Protección Civil sobrevuela la mina y al recorrido se sumó el gobernador Javier Corral Jurado, quien aseguró que metro por metro, a lo largo de 12 kilómetros, se busca a los desaparecidos. Prometió a los familiares que no se escatimarán esfuerzos para localizarlos. (Jesús Estrada y Rubén Villalpando Corresponsales, La Jornada)

 

El Clima

Más información sobre el tiempo en Chihuahua