Festeja Asociación de Camarguenses Radicados en Chihuahua a las Madrecitas PDF Imprimir E-mail
Cultura - Arte y Cultura
Escrito por Valentín Ramírez Llanes   
Domingo, 19 de Mayo de 2019 12:49

Con la participación del grupo musical “En Canto” de adultos mayores; ofrecen biografía y semblanza del Prof. Estevané Padrón.

 

 

La Asociación de Camarguenses Radicados en Chihuahua, AC., festejo en grande a las madrecitas de Acarachi, en un ámbito de alegría y unidad que ha caracterizado a los originarios de la bella Perla del Conchos que radican en esta ciudad capital. 

 

 

Antes se rindió un minuto de silencio por el fallecimiento de las señoras Consuelo Alvidrez y Carolina Leal, familiares de socios de Acarachi.

 

El festejo estuvo amenizado por el grupo “En Canto” integrado por excelentes voces de adultos mayores, que han destacado a nivel nacional con presentaciones que les han dejado primeros lugares de concursos como Canción Issste y otros eventos.

Previo a esta excelente presentación, directivos de Acarachi encabezados por José Rubén Sánchez, presidente, León Felipe Estevané secretario y Alonso Basanetti, secretario técnico, dieron a conocer un informe de las actividades realizadas en la Ciudad de Camargo durante la celebración de la Semana de la Cultura Camarguenses en fecha pasada. Rafael Chávez Aguilera rindió su informe en la tesoreria.

 

Fue precisamente en esta Semana donde se rindió un merecido Homenaje al Maestro Pedro Estevané Padrón, maestro, poeta, compositor y canta autor que le cantó a Camargo y sus alrededores con singular destreza reflejando la vida de Camargo de forma magistral, muy aceptada y conocida entre la gente de la tierra pródiga.

Igualmente dieron a conocer las diferentes actividades que ha estado realizando la mesa directiva, informando sobre las condiciones en que actualmente se encuentran la casa de estudiantes de varones y el avance en la construcción de la casa de las damas.

 

Fue un ambiente de fiesta y alegría en que disfrutaron los Camarguenses en una tarde que fue amenizada por el grupo musical “Notan Boys” que cantó música del agrado de los asistentes que movieron las caderas al son de la negra Tomasa y otras melodías.

Durante el festejo el comité de Damas encabezado por Socorrito de Sánchez entrego un presente a cada una de las madrecitas, y las invito junto con los asistentes a disfrutar de la mesa de adornos, ricos comestibles, palomitas, galletitas y panquecitos alusivos al festejo.

 

Posteriormente las festejadas se tomaron la foto del recuerdo y enseguida se lanzaron al ruedo para disfrutar del baile con sus acompañantes y compañeros de la Asociación.


Ecos de la Semana Cultural y Acarachi en Camargo 

 

Directivos de la Asociación dieron a conocer las diversas actividades celebradas en Camargo, donde fue presentada la directiva de la Asociación y sus objetivos, al tiempo que se participaba en el merecido homenaje al Profesor Pedro Estevané Padrón destacado compositor y cantante de música que resalta la vida y obra, así como personajes de la bella ciudad de Camargo y a Jesús Piña otro grande la interpretación que ofreció además un recital de buenas rolas algunas de su autoría.

 

Se ofrece un escrito sobre aspectos de la biografía del Maestro Pedro Estevané Padrón, de parte de su hijo y socio de Acarachi, León Felipe Estevané.

Pedro Oscar Estevané Padrón


Nace en el año de 1940 el día 30 de abril, realizó diversos estudios y se graduó como maestro en la Escuela Normal superior de Chihuahua, obteniendo la Licenciatura en ciencias biológicas, titulándose mediante curso de post-grado.


Tomó por su cuenta, estudios de Física, Química, Geología, Astronomía, Literatura universal, Literatura española, y otras ciencias a las que dedicó una buena parte de sus esfuerzos.


Ingresó a la S.E.P. en 1968 y se jubiló en abril de 1998
Fue el miembro No 21300 de la Sociedad de autores y compositores de música de México.


Sus ratos libres los dedicó a la música, y a la composición de canciones y poemas de tipo ecológico y escolares, así como canciones de crítica social destacando la canción “Tarahumara”, también compuso canciones de descripción y corridos de personajes relevantes y famosos de Camargo, en vida y ya desaparecidos, lo cual le dio alguna fama como cronista musical destacando canciones como “El corrido de Camargo, Los Boleros, Martín el Aguador, El corrido de los Loya, El Profe Víctor Valles Arrieta, entre muchas otras; algunas canciones fueron grabadas por diferentes grupos locales y de otras partes de la república, como la canción “Nada me importa” y “El Corrido de Los Loya”, por dar un ejemplo.


Concursó en varias ocasiones en el Festival de la canción Chihuahuense, resultando ganadora su canción “Canto a mi Tierra” interpretada por el grupo “Voces y Cuerdas” de Adán Uribe a principios de los años Ochenta.


Terminamos ésta semblanza del maestro Pedro Estevané, recordando que se unió en matrimonio en 1962 con Julia Pizarro Gutiérrez y procrearon 9 hijos, de nombres; Oscar Hernán, Alma Minerva, Julieta, León Felipe, Dante Itzcóatl ,Fausto Alonso, Pável Manelic, Brenda Rosina y Edna Guadalupe.


El Maestro Estevané, se nos adelanta un poco en el camino de la vida , el día 20 de Junio del 2011, pero su legado queda y se le recuerda en su querida Perla del Conchos con su nombre en una calle al lado del Poliforo Víctor Valles Arrieta.

Semblanza sobre el Prof. Pedro Estevané de parte de la Reyna Acarachi Nadia Ramírez, enviada por su padre el Profr.  Víctor Manuel Ramírez Méndez, alumno del maestro festejado.

 

Me invitaron a dar un mensaje en el homenaje del profe Estebane y le pedí a mi papá que si podía platicarme de el por qué el convivió con el profe.

 

Conocí en persona al profesor Estevané en la Escuela Secundaria Federal Benemérito de las Américas, a finales de los años 70, que fue cuando ingresé a esa institución educativa como alumno. El impartía la clase de Ciencias Naturales a los grupos de 2º grado. Ya contaba con cierto prestigio por su trabajo y por sus diferentes actividades extra clase, en los distintos grupos sociales a los que pertenecía.

Debo mencionar que ya lo conocía por platicas, ya que en varias ocasiones escuche a mi mamá mencionarlo, ya que vivió por el barrio en el que nos encontrábamos y por lo tanto habían sido vecinos, al barrio al que me refiero, es el que se encuentra ubicado entre las calles Vicente Suárez y Venustiano Carranza, de la Col. Lagunita.

Entre las pláticas resaltaba lo clásico de aquella época, en donde un grupo de adolescentes o jóvenes se juntaban por la tarde en las esquinas, acompañados de una o dos guitarras para interpretar las melodías de moda de los años 60. Al profesor Estevané, no le faltaba su guitarra, con la cual hacia el acompañamiento a todos los miembros del grupo.

Ya como estudiante de secundaria y alumno del profesor Estevané me acerque a él y a otros de sus amigos, entre los que puedo mencionar al Profesor Porfirio Galindo Pérez, profesor Pascual Esparza Quintana, Don Pompeyo Lozoya, Manuel Rosales, entre otros que se me escapan de la memoria. Este acercamiento fue gracias a que en lo particular me llamaba mucho la atención las actividades que realizaban, como, por ejemplo, el observar los astros mediante telescopios o binoculares, las expediciones a los diferentes lugares de interés de la región. Todas ellas con un gran contenido histórico.

Es importante también reconocer y agradecer la atención que me pusieron y el apoyo que me brindaron a pesar de ser un adolescente y no tener la experiencia que ellos tenían, en especial con el profe Estevané, ya que fue una relación más estrecha por el hecho de ser su alumno en la secundaria y poder comentar más seguido ciertas situaciones de aspectos que apasionaban al profe, (fósiles, apaches, estrellas, etc.).

Cuando me fui a estudiar a la Normal de Guachochi, regresaba y lo visitaba para platicar de lo que había visto y lo que llamaba la atención, lo comentábamos y surgían un sinfín de nuevas interrogantes o hipótesis sobre los temas y costumbres de los habitantes de la sierra, esta platica también se daba con el profesor Pascual Esparza y el Profesor Porfirio Galindo.

Posteriormente, ya como profesor, recuerdo aquella entrevista que le hicieron en un programa de la Cadena Telemundo, en donde el tema era relacionado con la Zona del Silencio, no recuerdo la fecha exacta, pero fue en la década de los 90.

Cuando trabajaba en Boquilla, constantemente le hacíamos la invitación para que amenizara las reuniones a orillas del Lago Colina, en los Filtros y en general en los eventos organizados por los profes para convivir, siempre con su guitarra y con ganas de cantar. Un tema recurrente de su parte, era el reclamo que hacía de la autoría de la canción “El Ranchero Chido”, ya que el aseguraba haber escrito la letra.

 

El Clima