Celebran la marcha del 2 de octubre; recuerdan a los caídos en la masacre de Tlatelolco de 1968 PDF Imprimir E-mail
Noticias - El Mundo
Escrito por Redacción   
Miércoles, 02 de Octubre de 2019 17:40

Algunos encapuchados fueron encapsulados en la calle 5 de Mayo para evitar que llegan al Zócalo y cometieran más destrozos.

 

Algunos encapuchados fueron encapsulados en la calle 5 de Mayo para evitar que llegan al Zócalo y cometieran más destrozos.

 

La vanguardia de la marcha por el 51 aniversario de la masacre del 2 de octubre de 1968 arribó a las 17:10 horas a la plancha del Zócalo capitalino, aunque sin la protección de los funcionarios del gobierno capitalino que implementaron el  "cinturón de paz", ya que tras ser agredidos por personas encapuchadas se retiraron del lugar.

 

En el templete que ha permanecido en el Zócalo desde hace unas semanas y en donde se presentan agrupaciones musicales, los manifestantes pronunciaron algunos discursos para exigir justicia por diversos casos en la historia del país.

 

Un autobús se colocó a la vanguardia de esta marcha, seguido de líderes históricos del movimiento de 1968, algunos a pie y otros en sillas de ruedas.

 

Más atrás, algunos padres de los 43 estudiantes desaparecidos de la Normal de Ayotzinapa junto a fotos de sus hijos en las manos.

 

 

Inmediatamente después, arribaron al Zócalo capitalino diversos contingentes de estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) con banderas de México, la paloma de la paz, así como de sus planteles educativos.

 

Durante el avance de la movilización algunas personas

 

encapuchadas realizaron pintas en paradas de autobuses, fachadas de comercios y bardas, también se registraron roces con la prensa para evitar que los grabaran y fotografiaran.

 

Cerca de la calle 5 de mayo un grupo de personas con el rostro cubierto 'rompieron' el cinturón de paz y realizaron pintas en la fachada del edificio del Banco de México y también rompieron una puerta de cristal de inmueble, en esa misma calle fueron encapsulados por la policía para evitar que llegaran al Zócalo.

 

También se registraron pintas en el bajopuente de Paseo de la Reforma y Eje Central Lázaro Cárdenas, los embozados pintaron las paredes con consignas como “Fue el Estado.

 

En el primer cuadro de la capital elementos de la Policía Militar y de la Secretaría de Seguridad capitalina resguardan Palacio Nacional para disuadir algún conato o disturbio que pudiera ocurrir con los manifestantes.

 

Las fuerzas de seguridad, que tienen la consigna de ser un elemento disuasivo, portan extintores, gas lacrimógeno y pistolas para disparar balas de goma, entre otros equipos, para atender eventuales actos vandálicos.

 

En la zona también se encuentran bomberos capitalinos e integrantes del "cinturón de paz", para mantener el orden, pues en días pasados, en otras manifestaciones, encapuchados causaron destrozos en diversos negocios y establecimientos, así como en monumentos. (Publimetro)

 

El Clima